21. Consuelo de tontos...

Después de que terminé al fin mis estudios en la Universidad me he encontrado desempleada ya por un largo periodo de tiempo y para evitar generar gastos en mi casa y ahorrar lo poco que tengo no he salido mucho, igual ha servido para no andar comiendo "junky food" en la calle, pero por otro lado las consecuencias del sedentarismo en casa fueron terribles. Por primera vez en mi vida me pese y senti ganas de llorar, había 105 kilogramos en el display de la báscula y sentí que ya no había nada más que hacer, que estaba condenada a ser gorda de las que comen y comen y se sienten orgullosas de serlo... un par de días después volvi a pesarme y al ver 106 kg pensé que esto ya no tenía vuelta atrás... Una vez más me equivoqué, estoy deprimida, sin trabajo, sin novio, sin nada más interesante que hacer en casa más que pasar de mi cama al computador y de regreso, pero tuve afortunadamente las ganas de hacer algo interesante con mi vida aprovechando el exagerado tiempo de ocio y empecé con una rutina de media hora diaria en una caminadora para hacer ejercicio.



Debo confesar que no ha sido nada fácil, me cuesta mucho tomar la decisión todos los días de subirme a la máquina y a los 10 minutos mi mentalidad perdedora dice que ya no puedo más y que me baje de ahi, de vuelta a mi cama... pero me siento feliz de que a pesar de que aun no veo resultados llevo ya 17 días de media hora diaria de ejercicio.
Hoy me pesé en la mañana y pesaba 103 kg... y malamente me volvi a pesar más tarde y pesaba 103.7 kg, quiero pensar que es toda el agua que me he estado tomando, no quiero desesperarme... esta vez quisiera al menos ser constante en el ejercicio, mi meta es completar el mes a ver que onda.
Por lo pronto no me queda de otra mas que motivarme yo sola y seguir sudando.

0 comentarios:

Publicar un comentario