12. Más opciones...

Desafortunadamente volví a caer en la tentación y rompí la dieta que con tanto trabajo me había costado hacer con mis amigas, en parte por razones personales y en parte porque sí, lo acepto: no tengo fuerza de voluntad.
Es por esta razón que volví a ir al nutriólogo, cumplí recientemente 30 años y cuando uno de mis amigos dijo "¿te has dado cuenta que llevas aproximadamente la mitad de tu vida recorrida?", no tuve otra respuesta más atinada al decirle que "con esta calidad de vida que llevo, es probable que ya lleve más de la mitad".... triste, pero cierto.
Y aquí es donde hago un alto total a la tragazón y retomo el buen camino... Llevo cerca de 15 días con una dieta "hipocalorica", aunque cosa rara hoy me toco comer una hamburguesa (sin papas) y en esta ocasión me dieron un medicamento para el control del apetito, los famosos "anorexígenos".
La verdad no he sentido que baje mucho de peso pero al menos ya no he comido algo fuera de la dieta y "esos antojos" de las 6 a las 8 de la noche han desaparecido, lo cual es como una graaaan ayuda.
Si me he sentido algo rara en el aspecto de que me deprimo mucho... aveces lloro... pero no se si es por mera chiflazón mía o porque de verdad sean consecuencia del medicamento, ya que igual siempre he sido medio "sensible" para todo.
No pierdo a fe... lo peor es que dejé de creer en mi hace mucho tiempo y recuperar esa autoconfianza me esta costando casi lo mismo que mantener la fuerza de voluntad.

Entonces, al día de hoy:
Báscula del nutriologo: 97.100 kg
Báscula del infierno mía: 98.800 kg

0 comentarios:

Publicar un comentario